CONSUMO

La electricidad regresa por debajo de 100 euros/MWh en octubre y marca mínimo desde mayo

La electricidad da un respiro a los consumidores y marca mínimo desde el pasado mes de mayo.

Factura de la luz

Factura de la luzEFE

Publicidad

La electricidad en el mercado mayorista ha rondado de media en octubre los 90 euros/megavatio hora (MWh), un 44,7 % menos en comparativa interanual, con lo que abandona los tres dígitos tras el repunte de septiembre y marca su nivel más bajo desde los 74,2 euros de mayo.

De acuerdo con los datos recopilados por EFE, en el último mes, el precio medio en este mercado, también conocido como "pool" y que sirve de referencia a la tarifa regulada de la electricidad o PVPC, se ha quedado a las puertas de los 90,14 euros/MWh, un 13 % menos que los 103,62 euros de septiembre.

Una vez conocido el resultado de la última subasta, que ha fijado un precio de 104,92 euros/MWh para este martes 31, octubre se ha convertido en el quinto mes más económico en lo que a la media del "pool" se refiere, sólo superado por enero (70,89 euros), marzo (89,61 euros), abril (73,73 euros) y mayo (74,2 euros).

Este descenso ha coincidido con la entrada de varios episodios adversos en la península Ibérica en octubre, como Aline, considerada por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) como la primera gran borrasca de la temporada 2023-2024, que causó en España importantes precipitaciones y rachas de viento.

Según la última estadística diaria del sistema eléctrico español peninsular, que publica este lunes Red Eléctrica, el peso de las tecnologías renovables sobre el total del 'mix' ha llegado, en este contexto otoñal, al 53 %.

Ello ha sido posible gracias al empuje de la eólica, que con 5.633 gigavatios hora (GWh) en el mes ha aumentado un 17,6 % respecto a octubre de 2022, y ha generado un 29,5 % del total de la electricidad producida en estas semanas, coronándose como primera tecnología.

Un liderato que repite en el acumulado anual, con 48.486 GWh, esto es, el 23,1 % del total, por encima de los 45.422 GWh que marca la nuclear, en segunda posición con un 21,6 %.

Esta circunstancia, unida al notable descenso de los ciclos combinados -de mayor coste al usar gas para producir electricidad-, que cayeron un 49,2 % en octubre, ha permitido al "pool" volver a un precio medio inferior a los 100 euros/MWh en un momento de cierta inestabilidad geopolítica a cuenta del conflicto entre Israel y el grupo islamista Hamás, que se une a la guerra entre Rusia y Ucrania.

En concreto, los casi 90,14 euros/MWh que ha marcado de media el mercado mayorista de la electricidad en España este mes se mantienen muy por detrás de los 163,08 euros de hace justo un año, y del máximo histórico de 308,6 euros que se registró en agosto de 2022, aún con el "tope al gas" o mecanismo ibérico en plena aplicación.

De hecho, es un 55 % inferior a la media de 200,05 euros/MWh de octubre de 2021, cuando el incremento de los precios de las importaciones energéticas ya era una realidad para el Viejo Continente a pesar de que la agresión rusa sobre Ucrania todavía no había tenido lugar.

Factura de la luz
Factura de la luz | EFE

El "tope al gas" continúa sin aplicarse

La estabilización del precio de la electricidad ha dejado prácticamente sin efecto al mecanismo ibérico, que desde su entrada en vigor el 15 de junio de 2022 ha contenido cerca de un 15 % el precio de la luz, pero que actualmente encadena cerca de ocho meses sin aplicarse.

Esto se debe a que la cotización del gas en el Mercado Ibérico Mibgas se ha mantenido en todo momento por debajo del precio máximo establecido por el Gobierno, que comenzó en los 40 euros/MWh y en el último mes se ha situado en los 62,8 euros/MWh.

Concretamente, la media del Mibgas para los 31 días de octubre se aproximó a 42,77 euros/MWh, muy por detrás del tope fijado.

A pesar del poco efecto que ha tenido en lo que va de año, el tope al gas seguirá en vigor durante todo 2023, permitiendo a los consumidores contar con una "red de seguridad" en el caso de que esta materia prima repunte en los próximos meses.

En su avance, los analistas del Grupo ASE veían a Europa "muy bien abastecida" de cara al invierno, con sus reservas en niveles récord.

Sin embargo, advertían de que los mercados viven en una "falsa sensación de seguridad" porque la región continúa amenazada por una oferta de esta materia prima muy limitada y se ha hecho más dependiente del "inestable" suministro de gas natural licuado (GNL).

En todo caso, los mismos expertos aventuraban que los fundamentos bajistas siguen siendo firmes en los mercados energéticos, por un posible shock de las reservas de gas si se mantienen las temperaturas suaves y la demanda industrial no repunta.

Hablando en Plata» Economía

Publicidad